El Vendaje craneal de tus poemas






“Venez au bord de la falaise,” dit-il.
“Nous avons peur,” dirent-ils.
“Venez au bord de la falaise,” dit-il.
“Nous avons peur,” dirent-ils.
“Venez au bord de la falaise,” dit-il.
“Nous avons peur,” dirent-ils.
Ils sont venus.
Il les a poussé.
Ils ont volé.
                                                                                        Guillaume Appollinaire



Así te vio Picasso 






"Ah Guillermo qué coraje tenías en la cabeza qué es la muerte
Caminé por todo el cementerio y no pude hallar tu tumba
Qué quisiste decir con ese fantástico vendaje craneal en tus poemas
Oh solemne y podrida cabeza de muerte qué has tenido que decir nada y eso es apenas una respuesta
No puedes conducir autos en una tumba de metro y medio a pesar que el universo es un mausoleo  lo suficientemente grande para cualquier cosa
El universo es un cementerio y yo paseo solo aquí sabiendo que Apollinaire estaba en esta misma calle hace 50 años.
Su locura está sólo a la vuelta de la esquina y Génet está con nosotros robando libros. Occidente está en guerra nuevamente cuyo lúcido suicidio pondrá las cosas en su lugar.
Guillaume Guillaume cómo envidio tu fama tus éxitos para las letras americanas. Tu Zona con su larga y loca línea de absurdos sobre la muerte sal de la tumba y conversa a través de la puerta de mi mente lanza nuevas series de imágenes oceánicas haikus taxis azules en Moscú negras estatuas de Buda reza por mí en el disco fonográfico de tu existencia anterior con una larga voz triste y con estrofas de profunda música dulce y rasguñada como la Primera Guerra Mundial he comido las zanahorias azules que me enviaste desde tu tumba y la oreja de Van Gogh  y el peyote maniático de Artaud y caminaré por las calles de Nueva York con la capa negra de la poesía francesa improvisando nuestra conversación en París en Pére Lachaise y el futuro poema que se inspira en la luz que sangre de tu tumba (...)"

Allen Ginsberg, En la tumba de Apollinaire.